jueves, junio 24, 2021
Banner Top

Nada lo puede hacer cuando una pantalla muestra más de lo que el ojo puede captar en una imagen plana. Es precisamente lo que hacen las pantallas holográficas, y la Spatial Reality Display de Sony es precisamente eso.

El modelo de Sony es un buen ejemplo de este segmento cada pulgada (y cada píxel) sale a precio de oro.

La pantalla de Sony aprovecha la magia de las imágenes estereoscópicas en 3D para ofrecer esa tecnología holográfica que es difícil imaginar y que se acerca básicamente a lo que hacen unas gafas de realidad virtual.

La Spatial Reality Display es una pantalla externa que cuenta con una diagonal de 15,6 pulgadas y una resolución 4K, algo que ya de por sí es llamativo pero que en realidad no es tan importante, porque esa capacidad de mostrar contenidos en tres dimensiones es la verdadera promesa de un periférico orientado especialmente al segmento de los creadores de contenido y de los diseñadores. En Sony afirman que su pantalla integra además una serie de algoritmos en tiempo real que actúan con la información a mostrar en combinación con la que ofrecen varias cámaras de seguimiento de nuestros ojos para plantear esas imágenes tridimensionales. A medida que nos movemos para mirar la pantalla, el objeto que miramos gira ante nuestros ojos como si fuera un modelo 3D.

Tags:

Artículos Relacionados

0 Comentarios

Deja un Comentario

Clima

RADIO PORTALAGS

SÍGUENOS

INSTAGRAM

Publicidad

publicidad
bar la copa
travesia
bokoba